Entradas

Una sola flecha.

Quería llorar mientras veía la ciudad desde lo más alto, por eso ella eligió la noria de entre todas las atracciones. El ruido de la feria era insoportable y ni llevando los auriculares puestos Nuria lograba aislarse de él. "Quizás cuando esté arriba, en lo más alto, no oiga nada", pensó mientras entregaba el ticket al encargado que la acomodó en su cesta. Siempre el ruido; el ruido de la ciudad, el ruido de la naturaleza, el ruido de las voces; no lo soportaba, le dolía como puñales entrando en sus músculos. ¿Cuántas veces tuvo que explicar que solo el silencio le dejaba respirar? En el colegio, en la universidad, con los amigos; siempre tenía que pedirlo una vez al día; "por favor, menos ruido". Hipersensibilidad acústica lo llamaban. Y mientras tanto ella tuvo que buscar una carrera y un trabajo que le permitiera trabajar sin tener que salir de casa, eso fue fácil. Tuvo que buscar amigos que la comprendieran y respetaran; eso fue más difícil. Y tuvo que buscar a

El primero.

La carrera comenzó y una vaporosa hada agitó magia con su varita espantando al Dragón que le entorpecía el camino. Dos enanos, con una perfecta coreografía, la zancadillearon para que luego un caballero andante les apartara de su camino levantándolos del suelo a ambos sólo con uno de sus brazos. Y cuando el guerrero llegaba a la meta una ráfaga de azul metal, echando fuego como un cohete, le sobrepasó en un segundo. -¡"Papá, léeme un cuento". La niña levantó el enorme libro lleno de narraciones infantiles hacia el regazo de su padre. Éste lo abrió por una página al azar; "El robot veloz" se llamaba. ¿Cómo es posible que siempre le salga este cuento el primero?

"Me soñé contigo".

Cuando un hombre sueña algo, ¿qué es lo que más exite; él como conciencia que sueña o su sueño? Miguel de Unamuno, Niebla. Busco a mi sueño pero al amancer, cuando despierto, desaparece. Amaneciendo en la cama abrí los ojos, respiré tu cuerpo junto al mío y mezclé mis dedos por los rubios rizos que se derraman por tu cuello, perdiéndose en ellos, sintiendo cómo éstos ronronean entre mis manos. Sin abrir tus ojos y sonriendo me dijiste -"Buenos días". Continuaba sin querer soltar tus bucles y respodí -"Buenos días ¿quieres que vaya a preparar el desayuno?". -"No" cerrabas los ojos con fuerza, como si en ellos encerraras un valioso tesoro, -"Si te vas tendría que despertarme y los sueños desaparecen al amanecer". Busco a mi sueño, pero al amancer, cuando despiertas, desaparezco.

Desde la pizarra.

Imagen
"Ávidas mentes del mañana". Russel Crowe. "Una mente maravillosa" Pasea el borrador por la pizarra lanzando así al olvido los conocimientos que en ella plasmó durante la explicación. El polvo se precipita sobre el recogedor que lo recibe con sumisión acomodándolo con el resto acumulado de clases anteriores. De arriba hacia abajo, de izquierda a derecha, despacio, afianzando el borrador y apretándolo con fuerza sobre la verde piedra asegurándo así la limpieza. Su moviento es lento y le gusta que así sea, le relaja; como si de un mantra se tratara deleita a sus oídos con ese ritmo. Las ecuaciones desaparecen y las incógnitas que solucionaban dejan lugar para nuevos problemas, nuevas oraciones a analizar, nuevas formas geométricas que descubrir. Mientras lleva media ecuación borrada detiene su brazo y la observa, mutilada y rota como un cuadro rajado por un cuchillo; como una estatua a la que han violado con sprays de pintura. Aun así no puede evitar descubrir bell

La sangre de un dios.

Imagen
"Soy un hombre supersticioso, y si le ocurre algún desdichado accidente a mi hijo Michael , si un policía le dispara en la cabeza o si le encuentran colgado en una celda de prisión. O incluso si fuera fulminado por un rayo; yo culparía a algunos de los aquí presentes. Y no perdonaría ". Marlon Brando , El Padrino. Las fibras de la madera del arco crepitiban mientras Inuk observaba a su enemigo. A su mente volaron las palabras de su padre; -"Recuerda hijo, antes de dejar que la flecha busque su corazón aprende de la presa, respira con ella y sólo así podrás abatirla". Siguió observando a su presa esperando encontrar en ella un atisbo de debilidad, un punto flaco, una grieta en su fortaleza. Días antes nació su hijo y, como si el bebé supiera de su flaqueza, eligió la noche para llorar sobre los brazos de su padre. La blancura de su piel sólo rivalizaba con la manta de nieve que cubría el terreno, nieve que parecía haber elegido los ojos de su primogénito p

Be prepared.

Imagen
Cuando dejas el blog mucho tiempo sin actualizar puedes hacer dos cosas; cogerte el culo con las dos manos y ponerte a escribir algo decente, o pegar un vídeo de Youtube sugiriendo con él que en breve actualizarás. Adivinad qué opición he elegido. En cualquier caso para abril..., be prepared.

La multitud.

Imagen
-"Podrías seguir a alguien un dia entero y nos lo cuentas ". Comentario de Patri-cia en el post "Propósitos para 2011". Fue un sábado por la tarde cuando salía de un bar tras compartir unas cervezas con sus amigos cuando los vio por primera vez. Creyó en un principio que había coincidido con una manifestación y que el recorrido de sus integrantes coincidía con aquel que le llevaba desde el bar hasta su casa. Durante el trayecto tuvo cierto malestar al saber que casi veinte personas compartían su camino justo detrás de él, pero al llegar al portal y cerrar la puerta sintió alivio por dejarles en la calle, un alivio que no volvió a disfrutar en mucho tiempo. A la mañana siguiente, y en cuanto dio apenas unos pasos en la calle, la multitud que el día anterior le acompañó reapareció tras él y fueron su sombra todo el tiempo. Le siguieron desde el portal hasta la boca de la estación del metro. Una vez allí y mientras él bajaba las escaleras mecánicas hasta los torno